Las mujeres siguen siendo quienes con mayor frecuencia se encargan del cuidado de un familiar dependiente. Sin embargo, en los hogares de dos personas mayores hay un equilibrio entre hombres y mujeres en los cuidados y además a edades muy avanzadas (a partir de los 80 años) hay más hombres que mujeres responsables de los cuidados informales de un familiar dependiente.

Las mujeres de mediana edad son el perfil más frecuente entre las personas que se encargan de los cuidados informales dentro de la familia. En casi todos los grupos de edad hay muchas más mujeres que hombres cuidadores, y las diferencias de género son particularmente acusadas entre los 45 y los 65 años. En esas edades hay hasta seis veces más mujeres que hombres haciéndose cargo del cuidado de un familiar dependiente.

Sin embargo, a partir de los 80 años las diferencias de género en los cuidados se reducen, y es entonces cuando hay más hombres (27.900) que mujeres (20.300) como principal cuidador dentro de la familia.

 

Fuente: Observatorio de la Obra Social “la Caixa”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *