La Plataforma Andaluza de Apoyo al Lobby Europeo de Mujeres (PALEM) acoge en Córdoba el XXIX Feminario “Conceptualicemos la 4ª Ola del Feminismo”, donde estuvo Federación Ágora, por el que reivindican la construcción de un mundo en el que las mujeres alcancen la igualdad de derechos sociales, políticos y laborales. El encuentro tuvo lugar del 4 al 6 de octubre y contó con la presencia de filósofas, políticas, periodistas y feministas más expertas para debatir y reflexionar sobre el momento en el que se encuentra el feminismo en la actualidad.

“Ser ciudadanas en el siglo XXI significa que la vida de las mujeres tiene que ser valorada igual que la de los varones”, establecen en su comunicado. Por ello, señalan que la violencia contra las mujeres y los asesinatos machistas deben condenarse con la misma fuerza con la que se condena al terrorismo político, “puesto que las cifras de mujeres, niñas y niños asesinados y asesinadas indican sobradamente que hablamos de una cuestión de Estado”.

PALEM expone sus razones advirtiendo de la desigualdad salarial y la brecha de pensiones, haciendo también especial referencia a la parcialidad de los contratos por razones de cuidado y tareas del hogar. “El cuidado de personas mayores, enfermas e infancia lo soportan las mujeres, en muchos casos solicitando la excedencia de su puesto de trabajo aun corriendo el riesgo de perderlo”, indican.

Por lo que respecta al ámbito social, condenan también el hecho de que se utilice a las mujeres como armas de guerra en otros países, o que los niños y las niñas sean vendidos o vendidas, comprados o compradas, prostituidos o prostituidas. “Que se siga considerando que la prostitución es el oficio más antiguo del mundo y siga siendo alegal en lugar de abolirla” es un aspecto clave en sus reivindicaciones.

En referencia a los vientres de alquiler, exigen su erradicación inmediata. “Compras con derecho a devolución en caso de que el bebé nazca con alguna discapacidad, amparado por un vacío legal que sirve como subrefugio para el alquiler y la compra de seres humanos” es algo que tiene que desaparecer, señalan.

Por último, abalan la labor de las ONG de mujeres que han logrado que se produzcan los mayores cambios sociales y políticos del siglo XX y XXI y denuncian que aún no estén reconocidas en la Constitución Española ni a ningún efecto con la categoría de Agentes Sociales “como lo están otros Agentes liderados, en su mayoría, por varones”.

Las 10 reivindicaciones de PALEM:

1. Abolición de la prostitución.

2. Prohibición del vientre de alquiler.

3. Consideración de los asesinatos de mujeres, hijos e hijas como Cuestión de Estado.

4. Igualdad salarial, de pensiones y condiciones laborales para mujeres y varones.

5. Paridad en todos los espacios sociales.

6. Consideración de las ONG de Mujeres Feministas como Agentes Sociales en todos sus efectos.

7. Pérdida de la Patria Potestad de padres maltratadores y asesinos.

8. Que el Estado se ocupe directamente de los impagos de pensiones alimenticias y el cumplimiento de los regímenes de visitas, evitando el maltrato hacia las madres, hijas e hijos de éstas.

9. Que las familias monoparentales tengan la consideración necesaria para no estar abocadas a la pobreza y la exclusión.

10. Que la Teoría Política Feminista sea tenida en cuenta para diseñar todas las políticas existentes, haciendo realidad la transversalidad de la que tanto se habla en los últimos años.

Fuente: Amecopress

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *